miércoles, 26 de marzo de 2014

La Catedral de Córdoba (1)




A la vista de los últimos acontecimientos sobre la pretensión manifestada por la Junta de Andalucía de “quedarse con el edificio” me decido a aclarar la situación en aquellos aspectos que no todo el público conoce.
Utilizo el término Catedral no por casualidad, sino porque así fue como se la declaró patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1984. Pero que si alguien quiere citarla como Mezquita-Catedral, Catedral antigua Mezquita, o incluso simplemente Mezquita no hay ningún inconveniente, pero entonces también podríamos citarla como Basílica de San Vicente o Templo Romano de Juno. Cada uno que la nombre como le dé la gana.

Con respecto al supuesto cambio de nombre que se insinúa se está introduciendo, aduciendo que de forma “unilateral” se ha efectuado (Consejera de Hacienda y Administración Pública en declaraciones el 20.03.14) quiero decir dos cosas:
Una aquel villancico que cantábamos cuando éramos pequeños y pedíamos el aguinaldo, y ya tenemos unos años, que decía “… la campana gorda de la Catedral se te caiga encima si no me lo das…”
Y otra la fotografía que os propongo veáis; ese azulejo estuvo en su momento en la Puerta del Perdón y actualmente en el Museo de San Clemente. Es del siglo XVIII (como hay quien habla sin saber lo que dice aclaro que el siglo XVIII es el 1700 y pico)
¿Está claro el asunto? Ahí no es donde está el problema por mucho que se empeñen en repetirlo.



El primer edificio que se construye es un templo romano dedicado al Dios Juno, o Dios de los Caminos. ¿Y por qué ese nombre? Porque no por casualidad pasaba por allí la calzada romana, exactamente por la calle Torrijos, que es la que se sitúa al Oeste de la hoy Catedral. Y que se continúa al sur con el Puente Romano que, dicho sea de paso, sólo tiene de romano los cimientos.
Las excavaciones realizadas en el solar pusieron en valor una serie de restos de ese templo. A mí me llama mucho la atención una basa de grandes dimensiones, pero encontramos igualmente trozos de fustes, capiteles corintios y uno jónico.



Relacionado con ese templo vemos en la fachada sur del edificio una hornacina con una pequeña imagen de la Virgen de los Caminantes (también he leído a otros autores que la identifican con la Virgen del Pilar). No está allí por casualidad.
Y en la fachada norte, a los lados de la Puerta de las Palmas encontramos dos columnas miliarias que se sacaron de los andenes situados en la calle citada.




¿En qué momento se construyó ese templo? Pues no lo sé, pero tuvo que ser durante el Imperio. Precisamente hoy, 27.03.14, se da a conocer que el templo de la calle Claudio Marcelo se fecha en el año 85. Os presento tres denarios romanos, contemporáneos del Templo de Juno


Galba, año 69 dC

Anverso" IMP GALBA"; cabeza leureada.
 Reverso: "ROMA RENASCENS"; Roma avanza sosteniendo a Victoria en una mano y una lanza en la otra.



Faustina

Era la esposa de Antonino Pío, con el que se casó el año 141 dC, por lo que la fecha es del 141 al 161 de la era cristiana.
Anverso: "DIVA FAVSTINA"
Reverso: "AVGVSTA"; estatua de Vesta portando símbolos y palacio


Elagábalo, año 219

Varius Avitus Vasianus, más tarde conocido como M. Aurelio Antonino. Y más conocido por Elagábalo o Heliagábalo. Gobernó de 218 - 222
Anverso: "IMP. ANTONINVS AVG". Busto del emperador drapeado y laureado.
Reverso: "P. M. TR. P. II. COS. II. P. P."

Y hay muchos más vestigios romanos en la Catedral. Voy a citar uno curiosísimo, y es la piedra sobre la que se asienta la basa de una  de las columnas de la fachada del Patio de los Naranjos y que se corresponde a la ampliación de Almanzor. Concretamente en el cuarto arco por la izquierda.
En ella se lee lo siguiente:
 “….ONIVS.C(ai) F(ilivs) QVIR(ina)TRIBV…..IONA…F(aciendum) C(uravit) …NIO”



No hay comentarios:

Publicar un comentario